felicidad ...

abandoná la idea abstracta de dicha.
la felicidad lejos de ser un ente
es un lente que aumenta las pequeñas cosas
como una lupa realza los ríos mínimos de un mapa
de ese modo es la alegría de sonreír a diario
es un mero ejercicio, verás:
es apenas una contracción del labio superior
seguida de un leve acompañamiento del
labio inferior con la posterior exhibición de
las paletas de conejo que tenemos justo
en medio de la cara.
cuando perseguimos la felicidad abstacta
podemos correr el riesgo de convertirnos
en cualquier figura geométrica:
un hexágono, un rectángulo, un círculo
o una mera nubecita que el viento
hace y deshace a su libre antojo/ 
te decía -corazón- que no es sino un lente la dicha
que hace de una pequeña alegría
la causa y el efecto de vivir un poco/

No hay comentarios:

Publicar un comentario